Castellano firmó decretos para vetar dos ordenanzas

Locales 13/01/2017
Se trata de las ordenanzas sobre personal jerarquizado del Municipio y mascotas, aprobadas en la última sesión ordinaria del Concejo.
Ampliar
FOTO ARCHIVO LUIS CASTELLANO. DANIEL GALLOPPO.
El intendente, Luis Castellano, firmó ayer los decretos mediante el cual vetó totalmente la ordenanza aprobada por el Concejo Municipal que disponía la reducción de la jornada laboral del personal jerarquizado de 39 a 34 horas por semana y en forma parcial la que incorporaba modificaciones a la normativa sobre perros y gatos, tal como lo adelantó LA OPINION en su edición del pasado miércoles. 
Pero el titular del Ejecutivo no se limitó a estampar su firma en los documentos sino que decidió convocar a los concejales para informar personalmente los motivos de su decisión, según admitió ante una consulta de este Diario. Así, recibió en su despacho del 5º piso del edificio municipal, poco antes del mediodía, a la vicepresidente 1ª del cuerpo legislativo y que actualmente está a cargo del mismo, Natalia Enrico, a Lisandro Mársico, a Jorge Muriel, a Evangelina Garrappa y a Hugo Menossi. 
"Creo que una señal institucional de respeto era explicar en forma personal a los concejales porqué se resolvió el veto de estas dos ordenanzas aprobadas en la última sesión del año pasado. Junto al fiscal, Daniel Galloppo, y el secretario de Gobierno, Delvis Bodoira, detallamos los argumentos que sustentan nuestra posición", subrayó Castellano. "Fue una reunión amena en la que abordamos estos temas pero en la que también abordamos el convenio firmado para la llegada de Gendarmería a la ciudad y el pago del alquiler de la casa en la que se alojan los efectivos de esta fuerza", agregó. 
El intendente destacó que "hemos resuelto efectuar vetos propositivos, en el caso de la ordenanza que reduce la jornada laboral de los empleados jerarquizados para abrir una nueva instancia de negociación con la participación del gremio, el Seom".
Por su parte, Galloppo expresó que "en relación a la ordenanza Nº 4854 que establece bajar de 39 a 34 horas la jornada semanal para el personal jerarquizado se ha decidido un veto total, pero a su vez se propone abrir un ámbito de negociación para continuar buscando un acuerdo satisfactorio para todas las partes". En este sentido, precisó que "la Ley Orgánica de Municipalidades ofrece la posibilidad no sólo de vetar sino de avanzar en un pedido al Concejo para que reconsidere la ordenanza". 
"En el caso del personal jerarquizado, la ley 9286 establece que debe cumplir 39 horas por semana, por tanto contamos con respaldo legal más allá de que los empleados contemplados en esas categorías aduce que se perjudican por un achatamiento de las escalas salariales", precisó el titular de Fiscalía Municipal. De todos modos, resaltó que "si bien en el artículo 1º del decreto se dispone el veto de la ordenanza, después se propone conformar un espacio de diálogo en el que participen representantes del Ejecutivo, del gremio y de los jerarquizados para llegar a una solución de consenso". 
En tanto, sobre la ordenanza Nº 4856 sobre mascotas aprobada por el Concejo el pasado 29 de diciembre, Galloppo manifestó que "en general se trata de una buena iniciativa que no deroga la ordenanza vigente sino que la complementa". No obstante, cuestionó "el artículo que determina la prohibición de los caniles y de los refugios en Rafaela, con algunas excepciones porque no contempla que, en ocasiones, se necesita aislar determinados animales por orden judicial o de salud". En este marco, el funcionario propuso "un cambio en la redacción mediante el cual se prohíbe la construcción de nuevos de caniles y refugios, haciendo una excepción de los privados existentes pues son negocios habilitados y a los que se debe controlar para que se ajusten a las condiciones". 
Galloppo manifestó que "la nueva redacción, que significa un veto parcial del artículo 14 de la ordenanza, fue consensuada con ARPA y otros actores, como veterinarios, buscamos que en el futuro se limiten los ingresos a los refugios existentes y promover campañas de adopción de mascotas". 
¿Y ahora? "Las dos ordenanzas vuelven al Concejo, que puede insistir en la redacción original aunque para ello necesita los dos tercios del total de concejales, esto es 7, y en un plazo que no supere las cinco sesiones ordinarias posteriores", sostuvo Galloppo. 
Así, se abren dos escenarios posibles. "En cuanto a la ordenanza sobre jerarquizados, sino obtiene siete votos para su ratificación e ir contra el veto, se va a caer. O directamente no se trata en las cinco primeras sesiones desde el reinicio de la actividad legislativa en marzo. Con respecto a la ordenanza de mascotas, el Concejo puede ratificar la redacción original aunque para ello necesita 7 votos, o bien aprobar el nuevo texto propuesto por el Ejecutivo o directamente no tratarlo en esas cinco sesiones, por lo que la ordenanza se quedaría sin el artículo 14". 

Te puede interesar