Una fecha histórica

Editorial 17/10/2016
El peronismo recuerda hoy los 71 años de un hecho que marcó su nacimiento como tal.
Un día igual que hoy de hace 71 años, más exactamente el 17 de octubre de 1945, los seguidores de Juan Domingo Perón dejaron instalado un mojón que se fue afianzando con el transcurrir del tiempo, adquiriendo una dimensión histórica bajo la identificación del Día de la Lealtad. Por muchos, la fecha quedó instalada como del nacimiento del peronismo.
Es oportuno entonces revisar algo de la historia, los hechos y acontecimientos de aquellos tiempos, cuando presidente era el general Edelmiro Farrell, quien designó al entonces coronel Perón al frente de la Secretaría de Trabajo y Previsión, ministro de Guerra y vicepresidente de la Nación, una verdadera acumulación de cargos, que le demandaron una intensa y agitada actividad, aprovechándolo de manera importante, especialmente por su contacto con la clase trabajadora, ganándose el reconocimiento y lealtad de los obreros tras la aplicación de medidas, como ser aumentos salariales, la creación de la Justicia laboral, el pago de las vacaciones y el aguinaldo. Eso alcanza y sobra para explicar las movilizaciones populares que tuvieron lugar ese 17 de octubre, ya que el gremialismo que hasta entonces estaba desanimado por las propuestas de lucha que les hacían llegar tanto comunistas como socialistas, advirtió soluciones reales y muy precisas que les ofrecía Perón
El 8 de octubre de 1945 el general Eduardo Avalos le reclamó a Farrell que destituyera a Perón, quien fue detenido y llevado a la isla Martín García, y posteriormente al Hospital Militar. En rechazo de esa determinación, sectores populares reclamaron la libertad de quien ya por ese entonces reconocían como su líder, marchando hacia la Plaza de Mayo. Bien temprano, aún oscuro, comenzaron a arribar 17 columnas de manifestantes con banderas y pancartas, quienes se convirtieron en todo un símbolo del movimiento nacional y popular, el cual fue catalogado como el más importante de la historia en la Argentina.
La movilización fue tan grande, tan contundente, que los militares que gobernaban por ese entonces se vieron a obligados a buscar a Perón para que calmara al pueblo. Esa misma noche, Perón salió al balcón logrando tranquilizar a la gente, que entusiasta lo siguió aclamando a viva voz, con cánticos y gritos, mientras pronunciaba su mensaje: “Muchas veces he asistido a reuniones de trabajadores, y siempre he sentido una enorme satisfacción, pero hoy siento un verdadero orgullo de argentino porque interpreto este movimiento colectivo como el renacimiento de la conciencia de los trabajadores”, expresó. De esta manera, con el  17 de octubre se escribió otra página en la historia de la Argentina y se convirtió en día significativo en especial para los partidarios de Juan Domingo Perón que cada año recuerdan la fecha con emotivos actos en todo el país. 
Recuerdan además algunos historiadores, como lo puntualiza Luciano Castillo en un escrito, que tales acontecimientos ponían el verdadero final a la denominada "década infame", iniciada en 1930 tras la asonada militar que sacó del poder a Hipólito Yrigoyen y que "instauró una continuidad de gobiernos de fachada democrática que se legitimaban mediante elecciones amañadas. Al iniciarse el gobierno militar de Rawson, el movimiento obrero se encontraba dividido en cuatro centrales sindicales, y una de las primeras medidas fue intervenir los sindicatos. Ante esta situación, los dirigentes de la CGT 2, cuya personería había sido suspendida por el gobierno, iniciaron contactos con jóvenes oficiales del Ejército, entre los cuales estaban los coroneles Perón y Domingo Mercante, con el propósito de impulsar la sanción de un conjunto de leyes sociales. Perón decide impulsar la creación del Departamento de Trabajo, organismo que comienza a gestionar la relación del gobierno con los gremios y que en diciembre de 1943 alcanza el rango de Secretaría". Desde ese lugar son dispuestas medidas que beneficiaron a los trabajadores, destacándose los 123 convenios colectivos de trabajo en 1944, y al año siguiente llegándose a 347 convenios, que le valieron el incondicional reconocimiento y lealtad de los obreros, quienes por esa razón le brindaron ese amplísimo respaldo el 17 de octubre. 
Han pasado 71 años y todo parece continuar vivo como entonces.

Te puede interesar

Te puede interesar