Hilux desafió los caminos de Jujuy en una nueva travesía

Automotores 07/10/2016
Leer mas ...
Jujuy fue seleccionada como destino por Toyota, por ser una de las provincias con mayor diversidad climática de la Argentina y por sus intensos caminos para probar las cualidades off road de Hilux, muchos de ellos circulando en altura, incluso a más de 4.000 metros sobre el nivel del mar.
Con el objetivo de alcanzar Santa Catalina, la segunda localidad permanentemente habitada más septentrional de la Argentina, el viaje comenzó al mediodía desde la capital, San Salvador, para arribar más tarde a Huacalera.
Posteriormente, la caravana partió rumbo a la serranía El Hornocal, ubicada a 25 km de Humahuaca, lo que supuso el primer gran desafío para la Hilux, alcanzando una altura de 4.350 metros sobre el nivel del mar. La respuesta de los vehículos fue realmente satisfactoria ya que, por estar equipadas con el nuevo motor Toyota 2.8 con turbo de geometría variable, en ningún momento sintieron los efectos de la altura.
En Ruta 9 camino a Abra Pampa, las Hilux abandonaron la quebrada y el asfalto para transitar los siguientes 500 km por caminos de tierra y ripio de la puna jujeña, atravesando vados, cauces de ríos secos y caminos de cornisa. 
Al tercer día de travesía y tal vez el más exigente para las Hilux, fue el turno de partir con temperaturas bajo cero desde Santa Catalina hacia el sur, tomando la Ruta 40 hasta la localidad de Susques. Por la tarde, la caravana arribó a las Salinas Grandes, un salar limítrofe de las provincias de Salta y Jujuy a una altitud de casi 3.500 metros sobre el nivel del mar.
El día finalizó con la luz del atardecer iluminando las laderas de la montaña, mientras la caravana -que nuevamente superó los 4.100 metros sobre el nivel del mar en Abra del Potrerillos- avanzaba zigzagueante por la Cuesta de Lipán hasta retomar la Ruta 9 y alcanzar nuevamente la localidad de Huacalera, donde pasó la noche.
Durante el cuarto y último día de viaje la exigencia para los vehículos fue menor, sin que la belleza del paisaje dejara de sorprender. El recorrido de regreso a San Salvador de Jujuy incluyó previas paradas en Tilcara y Purmamarca, dos de los pueblos más reconocidos y turísticos de la provincia.
La combinación del terreno cambiante a lo largo de todo el viaje y la robustez y versatilidad de las Toyota Hilux, dieron un marco inmejorable a esta actividad, donde Toyota reafirmó su liderazgo basado en sus ya probados pilares de calidad, durabilidad y confiabilidad.

Te puede interesar