Hablar solo

Información General 16 de noviembre Por
Leer mas ...
Mi opinión siempre fue que hablar solo es cosa de locos (o alrededores). De hecho he conocido a varias personas que no tenían todos los patitos en fila y que acostumbraban hacerlo.
Pero pensándolo bien, esta conducta puede ser también de personas que están en sus perfectos cabales. Es más, entre los expertos prevalece la opinión de que el soliloquio (que es una forma de monólogo) puede incluso ser muy beneficioso para quien lo realiza.
Estuvo pescando por allí algunas interesantes conclusiones formuladas por psicólogos y psiquiatras que aparecieron en los medios escritos.
Por ejemplo hay un libro del psiquiatra Luis Rojas Marcos ("Superar la adversidad. El poder de la resiliencia") que, entre otras cosas, rehabilita las ventajas del hablar, sea con uno mismo, con un animal o una planta. "Para mucha gente, dice, es una forma de rebajar la intensidad emocional, un desahogo". Y de paso recordemos que la palabra des-ahogo habla en su etimología de liberar un ahogo. Agrega: "Los sentimientos que no tienen palabras se acumulan en la memoria emocional. Por ejemplo, las imágenes y los olores de una situación de terror se quedan en la memoria emocional, y sólo convirtiéndolas en palabras pasan de la memoria emocional a la verbal".
Conectando los sentimientos con la verbalización, no puedo menos que recordar a W. Shakespeare, quien varios siglos atrás decía que el dolor necesita palabras, porque si no las tiene, el dolor termina explotando dentro de uno.
A su vez la psicóloga Isabel Larrabure distingue entre los extravertidos y los intravertidos. Las personas más comunicativas necesitan mayores estímulos para su equilibrio personal: "si se ven forzadas al aislamiento o la soledad, pueden llegar a construirse un ambiente a su medida hablando solas, con los animales o con las plantas". Las tímidas, por el contrario, "están más a gusto con el silencio. Un exceso de estímulos externos puede llegar a descompensarlas".
De todos modos, si hablamos solos, por las dudas, que no se note.








Te puede interesar