Mataron a un joven en una Comisaría

Policiales 13 de noviembre Por
7 POLICIAS "GOLPE FACIL"
BUENOS AIRES, 13 (NA). - Los padres del joven Fabián Gorosito, brutalmente asesinado en agosto pasado y por cuyo crimen ahora fueron detenidos siete policías de una Comisaría de Merlo, afirmaron ayer que su hijo fue golpeado y torturado "adentro" de esa Seccional por los policías que lo "levantaron" en la calle.
Además, los padres del joven muerto se quejaron porque los policías, tras el crimen, "ensuciaron" a su hijo "diciendo por todos lados que había robado y que había violado a una chica". También reconocieron que el joven tenía una relación con una chica que era mujer de uno de los policías ahora acusados, pero no creyeron que eso fuera a derivar en el crimen.
Los policías comenzaron a ser indagados ayer por la fiscal 2 de Morón Valeria Courtade, quien lleva adelante la investigación. "Los golpes que él recibió fueron adentro de la Comisaría. Porque a él lo llevaron en un auto directamente a la Comisaría", señaló ayer a la mañana Carlos Gorosito, el padre de Fabián, quien tenía 22 años.
Por el crimen, descubierto el 15 de agosto pasado, cuando el  cuerpo de Fabián fue encontrado en un descampado de la localidad de Mariano Acosta, la Justicia detuvo a siete policías de la Comisaría 6ta de Merlo, con asiento en esa zona, mientras que la cartera de Justicia y Seguridad provincial relevó a todo el personal de esa seccional. La hipótesis que manejan los investigadores judiciales es que los policías detuvieron y le dieron una feroz paliza a Fabián porque aparentemente mantenía una relación sentimental con la mujer de uno de los efectivos, y quisieron "vengarse" por esa situación.
En ese marco, la hipótesis indica que a los policías "se les habría ido la mano" y luego de la paliza lo dejaron agonizando, por lo cual lo subieron a un auto y lo arrojaron en el descampado donde finalmente fue encontrado ya sin vida. En declaraciones a la prensa, el padre del joven reconoció que su hijo "salía con una chica que era mujer de un policía", pero enseguida agregó: "Nunca imaginamos que le podía pasar algo así".
La madre de Fabián, María Teresa Viera, también reconoció esa situación, aunque dijo: "creo que él ni sabía; capaz que era la mujer de un policía".
Los padres del joven coincidieron en señalar que la Policía actuó en forma extraña después del crimen, que no vallaron el lugar donde había sido hallado el cuerpo y que incluso aquel día "había unos policías que estaban ahí mismo riéndose, jodiendo entre ellos".
"A ellos no les importó nada", dijo la madre del joven, quien agregó coincidiendo con su marido: "Pienso que sí, que a él lo torturaron en la comisaría" donde se desempeñaban los ahora detenidos. A su vez, el padre de Fabián remarcó: "Espero que los detenidos estén detenidos por mucho tiempo. A mi hijo no lo vamos a tener más y lo único que nos queda son los recuerdos y las fotos. Queremos que los delincuentes que tuvieron que ver con esto queden tras las rejas".













Te puede interesar