La pasión por los fierros

Región 11 de noviembre Por
Leer mas ...
En esta misma edición publicamos una nota con Héctor Nicolás Cantamutto, un productor agropecuario eusebiense que, a modo de terapia, comenzó a desarrollar un hobby que lo ha llevado en la actualidad a poseer más de veinte automóviles, algunos restaurados y recuperados por él, otros construidos íntegramente con su labor.
La tarea encarada como terapia, como "un cable a tierra" lo ha llevado a rodearse de una estupenda cantidad de coches antiguos, los que luego de adquiridos, con infinita paciencia y encomiable dedicación fue reconstruyendo, poco a poco, cada uno de los detalles, ocupándose de todo, incluso de la pintura y la reproducción de publicidades - en el caso de los coches para Turismo Carretera-, tarea que fue concretando en extensas jornadas de trabajo.
Esta inmensa cantidad de vehículos está almacenada, con mucho esfuerzo en un galpón de su propiedad, pero en el que no pueden apreciarlos los vecinos de la población en la que vive, ni tampoco los amantes del automovilismo - que pululan en toda la región-.
Entonces, esta pasión que alienta a Cantamutto - que sigue con su intensa dedicación  a los automóviles- ha hecho germinar una idea para que Eusebia cuente con un museo de especiales características, para exhibir  todo ese rico material, de un modo práctico, cómodo y al alcance de los visitantes, la propuesta fue considerada con verdadero interés, pero, la situación económica delicada en la que están inmersas las comunas, ha hecho que , por ahora la idea haya quedado relegada.
Como el museo de referencia sin lugar a dudas se convertiría en un atractivo turístico  y se sabe que existen planes de subsidios y de créditos blandos para destinar a proyectos turísticos, sería conveniente que, quienes conocen la temática aporten su colaboración para elaborar un proyecto viable.
Por lo pronto y para dar a conocer las joyas que  atesora Cantamutto, el domingo, todos aquellos que así lo deseen, podrán acercarse a Eusebia, a partir de las 15, donde podrán observar los coches y si es de su agrado, dar un paseo en ellos, según lo remarcaron los organizadores todo es absolutamente gratuito, no se cobrará entrada y los paseos también serán sin cargo, una buena oportunidad para disfrutar un domingo distinto en la placidez de una población rural. Marilú Colautti 

























Te puede interesar