Kerry no puede allanar el diálogo para la paz

Internacionales 04 de enero Por
CONFLICTO ENTRE ISRAELIES Y PALESTINOS
JERUSALEN, 4 (AFP-NA). - El secretario de Estado estadounidense, John Kerry, intentaba ayer allanar las divergencias entre los dirigentes israelíes y palestinos en torno a un "acuerdo marco" estadounidense, destinado a fijar las grandes líneas de una acuerdo de paz definitivo.
Kerry, quien logró en julio pasado reactivar las negociaciones de paz interrumpidas desde hace cerca de tres años, se trasladó al caer la noche a Ramalá (Cisjordania) para reunirse con el presidente palestino Mahmud Abas.
Interrogado a su llegada, el secretario de Estado aseguró que "cada día hay progresos", pese al ambiente de desconfianza y pesimismo que reina actualmente sobre el proceso de paz. 
Reunidos en la plaza Manara, en el centro de Ramalá, un centenar de militantes del Frente Democrático para la Liberación de Palestina (FDLP), un movimiento de ultraizquierda, protestaron contra la visita del jefe de la diplomacia estadounidense, comprobó la AFP.
Kerry se había reunido antes durante tres horas con el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu en Jerusalén, después de haber hablado ya con él el jueves durante cinco horas. 
Kerry presentó a israelíes y palestinos un proyecto de "acuerdo marco" que traza las líneas de una solución definitiva -sobre las fronteras, la seguridad, el estatuto de Jerusalén y la suerte de los refugiados palestinos.
"Tengo la intención de trabajar intensamente con ambas partes en los próximos días para reducir las diferencias sobre un marco que ofrecerá las grandes líneas para negociar un estatuto final", afirmó Kerry el jueves.
Si ambas partes aceptaran este acuerdo marco "supondría un gran avance que permitiría cubrir todos los problemas de fondo", como las fronteras, la seguridad, el estatus de Jerusalén y los refugiados, agregó en esa oportunidad.
Los detalles de dicho texto, que no sería firmado por ambas partes, no han sido revelados.
Según el senador republicano John McCain, de visita en Israel y cercano a la derecha en el poder, Netanyahu, con quien se reunió ayer, expresó sus profundas reservas sobre las propuestas de Kerry, en especial sobre las cuestiones de la seguridad de Israel. "El primer ministro Netanyahu tiene serias inquietudes en lo que respecta al plan que le ha sido presentado, ya se trate de la capacidad de Israel para defender sus fronteras o de la fiabilidad de un Estado palestino y de sus intenciones", declaró McCain a los periodistas. 
Según el analista israelí Ben Caspit, se trataría únicamente de un documento "vago", un informe general sobre los acuerdos a los que se puede llegar, cuyo objetivo es justificar la prolongación de las negociaciones más allá de la fecha tope del 29 de abril, cuando concluyen los nueve meses previstos para esas negociaciones. 
Sin embargo, el jefe de los negociadores palestinos Saeb Erakat advirtió nuevamente que "es imposible prolongar las negociaciones un solo minuto después de los nueve meses", en una entrevista publicada ayer por el diario Al Sharq Al Awsat, con sede en Londres.

Te puede interesar